Dona

refugiados

“Mi hija vivía con mi mamá (…) un día, cuando recibí a mi hija para una cita en el hospital, mi hija se me lanzó a los brazos llorando muy fuerte. Yo presentí algo.

Las ONG Accem, Amnistía Internacional, Ayuda en Acción, CEAR, Coordinadora de ONGD, Fundación Cepaim, Médicos del Mundo, Oxfam Intermón y Red Acoge denunciamos hoy, a través de un vídeo, el incumplimiento de la Unión Europea y

Un hombre permanece de pie junto a una tienda de campaña. En el suelo se ve basura y hay charcos.

(París/Madrid, 11 de abril de 2017).-Fue hace apenas 30 días.

Cinco retos de Poletika para los próximos meses: refugiados, evasión fiscal, cooperación, educación y salud

Madrid, 9 de febrero de 2017.- Cumplido el plazo de los 100 primeros días de gobierno, varias organizaciones de la sociedad civil ponemos la lupa sobre la labor realizada en este tiempo.

Refugiada sentada en el suelo llora mientras sostiene un bebé en el regazo.

Médicos del Mundo es una red internacional de organizaciones humanitarias que gestiona 440 programas en 80 países de Europa, África, América, Asia, Oriente Medio y Oceanía. Cada día somos testigos de la lucha de miles de person

Inmigrantes duermen en el suelo tras su llegada al puerto de Calabria.

11 de enero de 2017.- El deterioro de la situación en Libia y las consecuencias del acuerdo entre la UE y Turquía firmado el año pasado han hecho aumentar el número de migrantes que viajan hacia Europa a través del Medi

Una mujer cocina junto a dos niños frente a una tienda de campaña en un campo de refugiados griego.

14 de diciembre de 2016.- La red internacional de la ONG sanitaria Médicos del Mundo ve con alarma los planes de la Unión Europea de enviar a las personas refugiadas y migrantes de regreso a Grecia.

Tres refugiados se arropan con plásticos térmicos tras llegar a una playa Griega. Hay pintados tres sacos que parecen contener regalos en una imagen metafórica.

22 de noviembre de 2016.- Cuando la campaña comercial de Navidad ya ha empezado, las calles se llenan de luces y los escaparates de regalos, la realidad de miles de personas refugiadas y migrantes es bien diferente: no volverán